¿Cuál es la diferencia entre los enlaces follow y nofollow?

Hace unos días un cliente me pidió que le escribiera un artículo con varios enlaces, unos en «follow» y otros en «nofollow». Pienso que igual te gustaría conocer la diferencia.

Como sabes, muchas veces te digo que las páginas web se diseñan para las personas y para los buscadores, y que debes tener en cuenta como «piensan» ambos a la hora de que tu sitio web cumpla con tus objetivos a nivel de tráfico.

¿Para quién están pensados los nofollow?

Bien, el usuario «persona» ve un enlace (o hipervínculo, si nos ponemos técnicos) y puede clicarlo o no clicarlo. A eso se reduce su interacción con el enlace.

Sin embargo, cuando hablamos de las arañas de los buscadores la cosa cambia ya que una de las variables que éstas tienen en cuenta a la hora de medir el PageRank de una web es el número de enlaces que otras páginas tienen a ella, y dentro de eso, los que son enlaces recíprocos y los que no lo son. (Entre otras cosas).

Cuando quieres poner un enlace pero no quieres que los buscadores lo tengan en cuenta a la hora de puntuar esa página, le pones la etiqueta «nofollow».

Nofollow y Google ¿Cómo afecta esto a la página que estas enlazando?

Como la mayoría de las arañas de los buscadores, Google no sigue enlaces nofollow. Al no seguirlos significa que no da PageRank por ellos y tampoco posiciona el texto del enlace. Dicho de otra forma, si pones «nofollow» a un enlace, haces que Google haga como que ese enlace no existiese.

Es posible que las páginas correspondientes aún aparezcan en el índice si otros sitios están enlazados con ellas y no utilizan nofollow, o bien si las URL se envían a Google en un sitemap. Pero a efectos de tu enlace, éste no cuenta para Google.

¿Cuándo utilizar el nofollow?

Y te preguntarás ¿Para qué me sirve a mi este rollo del nofollow? Bien, aquí te voy a dejar algunos casos que podrían llevarte a querer utilizar la etiqueta nofollow:

  • Contenido en el que no confías. Imagina que tienes un blog , un foro, un libro de visitas… y la gente deja comentarios en él. Te das cuenta de que muchas personas publican enlaces a otras páginas. Obviamente tú no tienes control sobre lo que otras personas publican, y no sabes si ese contenido es de fiar o no. Podría incluso tratarse de SPAM tipo «vean mi web, que chula es». Muchas veces esto incluso es hecho a través de bots de forma automática… lo cual puede ser una pesadilla para el webmaster o moderador.Pues bien, si haces que esos enlaces por defecto tengan la etiqueta «nofollow» disuadirás a quienes hacen SPAM de que orienten los envíos a tu sitio web y evitarás transferir valores de PageRank inconscientemente a webs fraudulentas. Si quieres reconocer a los colaboradores/as que si son de confianza, puedes eliminar manual o automáticamente el atributo nofollow de los enlaces publicados por los miembros o usuarios que han hecho de forma sistemática contribuciones de alta calidad a lo largo del tiempo.
  • Enlaces de pago. Obviamente cuando uno empieza a analizar cómo funciona el PageRank se le ocurre poner billetes sobre la mesa para que X número de webs enlacen con la página que quieres posicionar. Para evitar que los enlaces de pago influyan en los resultados de búsqueda y tengan un impacto negativo en los usuarios y usuarias, Google recomienda que les pongas nofollow. Esto le hace la vida más fácil a algoritmo de Google, pero probablemente a tu cliente no le haga gracia. Ahí tienes que decidir tú. Hacer esto de cara a las arañas de los buscadores es algo parecido a cuando en una web se pone el aviso de «Publicidad» o «Anuncios» en una sección donde se incluye publicidad de terceros. Le estas diciendo que ese enlace es contenido promocional.
  • Priorización del rastreo. Las arañas de los buscadores no se registran en tu foro, red social, blog… por lo que muchos enlaces como «registrarse» o «iniciar sesión» no les sirven para nada.  Con el nofollow haces que dejen de indexar este tipo de cosas y hagan mucho mejor su trabajo con aquellas partes de la web que si interesa que posicionen. Claro que un buen diseño web también hace este trabajo, incluso mejor que matarte a «nofollear» todos esos enlaces.

Cómo programar el nofollow

Se que a buena parte de la audiencia le encantó el recopilatorio de 50 cursos online de programación que recomendé el otro día. Es por esto que creo que puede ser interesante tocar en ciertos artículos algo de código, en este caso HTML.

Existen dos formas de aplicar los enlaces nofollow, puedes hacer a nivel de toda la página o puedes hacerlo de forma individual en aquellos enlaces que quieres que no sigan las arañas.

Nofollow a nivel de toda la página.

Imagina que estas programando el código de la caja de comentarios de tu blog (u otro posible escenario similar) y quieres que todos los enlaces que comente la gente tengan «nofollow». En ese caso, colocarás en la metaetiqueta de nivel de página lo siguiente:

<meta name="robots" content="nofollow" />

De esta forma te aseguras de que los motores de búsqueda no rastreen los enlaces de salida de la página.

Nofollow en un enlace concreto.

Imagina ahora que lo que quieres es que el enlace de registrarse (por poner un ejemplo) sea el único que tenga nofollow, por lo que explicamos antes. No te interesa por tanto aplicarlo a nivel de toda la página, por lo tanto vamos a meterlo dentro de la etiqueta (la de hipervínculo). Vamos a verlo en el siguiente ejemplo:

<a href="signin.php" rel="nofollow">Registrarse</a>

Si te fijas, usamos el atributo «rel» para especificar que el enlace es nofollow.

Conclusiones

No te compliques demasiado la vida con esto. Esta bien saberlo a nivel de curiosidad, o para usos muy concretos (como el de este cliente que quería aquellos enlaces de esa forma). Pero a la hora del día a día va a depender mucho de qué tipo de actividad realizas en la web, cuánto tiempo le dedicas… etc.

Además, muchas personas trabajan a través de CMS, este blog por ejemplo funciona a través de WordPress, y en este tipo de software estas cosas vienen ya pensadas, por lo que no vas a tener que ponerte a programar estas cosas desde cero.

Personalmente ¿Yo que hago? Le doy follow a todo, salvo casos muy muy muy concretos como el que te comentaba al principio del artículo en el que un cliente muy concreto me pide que le ponga un enlace «nofollow». Pienso que si un enlace que yo hago en un artículo (que generalmente es donde pongo los enlaces externos) puede ayudar mínimamente a una persona que tiene un contenido tan interesante y útil como para que yo lo esté enlazando en primer lugar vale la pena hacerlo. ¿Tú qué piensas al respecto? Déjamelo en los comentarios.


Si tienes alguna duda o alguna experiencia que comentar, puedes hacerlo también en los comentarios. Comparte este artículo en las redes sociales para que pueda llegar a más personas. ¡Hasta pronto!

2 comentarios en “¿Cuál es la diferencia entre los enlaces follow y nofollow?”

  1. Pingback: Cómo vivir de un blog y ganar dinero por escribir en él - La Libertad Financiera

  2. Pingback: Cómo vivir de un blog y ganar dinero por escribir en él - La Libertad Financiera

Los comentarios están cerrados.